menu arriba usuario

El Parque Nacional austriaco Hohe Tauern: tierra de gigantes fascinantes

Jue, 07/11/2019 - 20:06
El Parque Nacional austriaco Hohe Tauern: tierra de gigantes fascinantes
Hohe Tauern. Autor: Reinhold-Leitner.
1.856 kilómetros cuadrados de naturaleza virgen para una extraordinaria experiencia humana.

Recorrer senderos guiados por los rangers del Parque Nacional Hohe Tauern, en la región austriaca de Salzburgo, conducir por la carretera alpina del Grossglockner, pedalear, hacer una ruta gastronómica o, simplemente combinarlo todo, son distintas formas de vivir una sublime experiencia en el Parque Nacional Hohe Tauern, donde tanto las sensaciones como la naturaleza son inmensas.

Sensaciones gigantescas

Sea cual sea la actividad elegida, la experiencia impregnará los cinco sentidos. Mirar al cielo es ver cómo las águilas se mueven solemnes entre tonos de azul que cambian sin perder la luminosidad. El salto de las cataratas de Krimml, que no temen lanzarse al vacío, retumba en los oídos. El pasto fresco desprende ese olor tan característico a humedad productiva. El gusto eclosiona con cualquier delicia gastronómica de la zona. Y, si el vello se eriza, es porque sopla viento frío desde el glaciar Pasterzen.

Autor: Reinhold-Leitner
Autor: Reinhold-Leitner.


Las sensaciones son tan enormes como colosales son los elementos que constituyen el paisaje: los gigantes del Parque. Tamaños y otros datos ilustran la magnificencia por sí solos:

  • Más de 300 picos que superan los 3.000 metros.
  • 342 glaciares con un área total de 170 kilómetros cuadrados.
  • 279 ríos y arroyos de los que 57 son arroyos glaciares.
  • 26 grandes cascadas y muchas más de pequeñas.
  • 551 lagos de montaña entre 35 m2 y 27 ha.
  • El 35% del área del parque es pasto o paisaje cultivado.
  • Entre 15.000 a 20.000 especies animales.
  • 3.500 especies de plantas incluyendo líquenes y algas.
  • 4.000 tipos de hongos.

El Grossglockner

El Grossglockner es la montaña más alta de Austria. Observarlo y admirarlo no es tan solo impresionante, sino también curioso.

Autor: Jean-Paul-Bardelot
Autor: Jean-Paul-Bardelot.


Sus 3.798 metros sobre el nivel del mar lo convierten en el gigante de los gigantes, pero no está solo. Los cientos de tres miles y glaciares que se erigen a sus lados parecen acompañarle, extender su capacidad de vigilancia, sobre esta reserva natural, la más grande de Europa.

Los ecosistemas alpinos del Parque Nacional Hohe Tauern tienen un muy positivo estado de salud. Incluso aquellos animales que casi se habían extinguido en casi toda Europa a principios del siglo XIX ahora cuentan con un hábitat seguro en el este Parque Nacional, de impresionante biodiversidad, resultado de las diferentes condiciones climáticas, geológicas, geomorfológicas e hidrológicas que prevalecen en las altas montañas y las diferentes estrategias de adaptación de las plantas y los animales.

La fortaleza del agua

Ya sea por la infinidad de arroyos de montaña cristalinos, como por la lengua de un glaciar, la nieve o por el hielo, el agua es una de las constantes compañías Hohe Tauern del excursionista, el paseante o el amante de la bicicleta. Es uno de los tesoros Tauern más especiales. Se puede disfrutar del agua en sus muy distintas intensidades, desde lagos plácidos y quietos hasta cascadas impetuosas. En ambos casos, tesoros genuinos de esta región.

En total el Parque Nacional comprende 10 gargantas, 26 cascadas, cerca de 550 lagos y 279 arroyos.

Autor: Reinhold-Leitner
Autor: Reinhold-Leitner.


Las cataratas de Krimml, pura energía
Son las más altas de Europa y se pueden admirar muy de cerca recorriendo extensos senderos. Son muestra de la inquietud por cerrar el ciclo natural, que se inicia en el deshielo y tiene que descender hasta los riachuelos y lagos para permitir que los pastos sigan siendo ricos.

Esta fuerza natural contrasta con la fórmula de exposición ultra tecnológica del centro WasserWelten Krimml, en que se muestra una exposición única, altamente didáctica, con presentaciones 3D y cine multivisión, sobre las múltiples facetas del agua. La casa del agua (Haus des Wassers), dibuja a los visitantes la ruta del agua desde el Hohe Tauern hasta las cataratas de Krimml.

Autor: Reinhold-Leitner
Autor: Reinhold-Leitner.


El Pasterzen, el mayor glaciar de Austria y de los Alpes orientales
Desde las altas cumbres del Pico Grossglockkner se desliza lentamente pero imparable este gran glaciar cuya longitud es de 8 kilómetros. En verano, se habilita algún camino para bajar directamente a la lengua de hielo.

Autor: Herzberger
Autor: Herzberger.


La ventana de Tauern: fuego y hielo, calor y frío
La ventana Tauern mide 160 kilómetros de longitud y se extiende desde el paso Brenner en el oeste hasta Katschberg en el este. A las propias montañas, se les llama “ventana” porque desde ellas se puede observar con altísima claridad la estructura geológica de esta cordillera, desde las aristas de sus picos hasta la capa tectónica más profunda de los Alpes. Se advierten rocas de diferentes edades, distintos orígenes y diversas composiciones químicas. Los macizos albergan una variedad acumulada de hasta 200 minerales.

Autor: Homberger
Autor: Homberger.


El conjunto es el máximo exponente de cómo estos bloques naturales fueron modelados hace miles de años. Se originaron a partir del fuego, magma líquido y se moldearon picos tan famosos como el Grossvenediger o el Hoher Sonnblick. Después del fuego, el hielo se convirtió en el elemento formativo más potente del Hohe Tauern. El contraste del fuego al hielo reconfiguró totalmente su forma. Durante la edad de hielo los glaciares alpinos se extendieron sobre un área inmensa, mucho más grande que la actual. Los glaciares derrumbaron los valles en forma de V para formar los valles más anchos en forma de U que predominan en la actualidad.

Autor: Reinhold-Leitner
Autor: Reinhold-Leitner.


Estas etapas se hacen tan evidentes a la observación que el visitante puede llegar a sentirse aprendiz de geólogo.

Caminar desde los valles hasta los picos más altos del Parque Nacional Hohe Tauern para observar geología o dejarse embelesar por el paisaje es similar a caminar por todas las zonas climáticas desde Europa Central hasta el Ártico: calor y frío.

Biking por los Alpes austriacos. Convencional o eléctrica
La bicicleta es un buen medio para llegar a muchos de estos puntos de interés, incluso a lo más alto de la región del Parque.

Wildkogel-Arena-Neukirchen-Bramberg
Wildkogel-Arena-Neukirchen-Bramberg.


Se puede elegir entre varios itinerarios:

Uno de ellos es la carretera alpina del Grossglockner hasta el Fuscher Törl (2.248 m.). Éste es uno de los recorridos más emblemáticos para los ciclistas, tanto de montaña como de carretera. Ofrece una vista panorámica sobre el glaciar Pasterzen, el macizo Grossglockner, Glocknerwand y Johannisberg en el noroeste. Desde aquí, la carretera desciende a Heiligenblut, donde destacan pequeñas cabañas de madera casi colgadas en las laderas de la montaña, que le dan un aire entre insólito y bucólico.

Wildkogel-Arena-Neukirchen-Bramberg
Wildkogel-Arena-Neukirchen-Bramberg.


Otro punto de partida para un excelente trayecto ciclista son las cataratas de Krimml. Allí se inicia la Tauernradweg que, con sus 270 kilómetros, es una de las rutas ciclistas de larga distancia más populares y conduce hasta la ciudad de Mozart, Salzburgo; o hasta Passau, una ciudad de la Baja-Baviera, en la frontera con Austria. Passau es conocida como la ciudad de los tres ríos de colores, porque en ella confluyen el Danubio de aguas azules; el Eno, verdes; y el Ilz, de aguas pantanosas negras.

La región de Hohe Tauern cuenta con más de 1.600 rutas para todo tipo de bicicletas con un total de 80 kilómetros de desnivel.

Si la elección de la bicicleta es la eléctrica, el visitante dispone de todas las facilidades. La región está equipada con estaciones de alquiler y puntos de recarga.

Los rangers del Parque Nacional, los mejores guías para descubrir naturaleza
Los rangers son hombres y mujeres apasionados y grandes conocedores de la naturaleza alpina. Son los embajadores de la esencia Hohe Tauern y transmisores de sus secretos y anécdotas entorno a la flora, la fauna, la historia y el porqué de la forma de los parajes.

Wildkogel-Arena-Neukirchen-Bramberg
Wildkogel-Arena-Neukirchen-Bramberg.


Seguir las indicaciones de los rangers permite al visitante vivir experiencias únicas. A lo largo de fantásticos paseos por lechos de ríos o por selvas como la de Rauris, se pueden observar animales salvajes. Entre manantiales naturales y cascadas, seguir los rastros de extracción de oro y las aves rapaces. En la zona del Raurisertal, por ejemplo, a una altitud de unos 1.600 m., se encuentra un mirador para águilas, buitres leonados y especialmente buitres de cordero

Hohe Tauern. Autor: Reinhold-Leitner.
Hohe Tauern. Autor: Reinhold-Leitner.


Mientras se camina por las cimas, al amanecer o al atardecer, se pueden descubrir ciervos en celo en otoño, historia y geología del lugar y las características botánicas de la región.

Los rangers del Parque Nacional ofrecen más de 20 excursiones guiadas en que es posible descubrirlo casi todo.

Autor: Peter-Podpera
Autor: Peter-Podpera.


La cultura rural austriaca se basa en el codo a codo
Los primeros asentamientos en los valles de Hohe Tauern datan de hace más de 5.000 años. Su primera atracción fueron los minerales, pero, poco a poco, las zonas de cultivo y pastoreo fueron ocupando a sus habitantes. Hoy, el 35% de la montaña es pasto.

Oesterreich-Werbung_Pigneter
Oesterreich-Werbung_Pigneter.


Una característica muy especial del Parque Nacional Hohe Tauern es que entre los paisajes protegidos no se encuentran solo los puramente naturales, sino también las zonas cultivadas.

La mejor forma de conocer el área más exterior del Parque Nacional es pasearla en medio de un paisaje de cultivo, que esboza pulcramente cómo y de qué vive la población.

Autor: Josef-Mallaun
Autor: Josef-Mallaun.


Prados de heno de montaña, que en época de floración son espectaculares; animales domésticos que transmiten salud y provocan sonrisas; deliciosos productos fruto de la elaboración artesanal; construcciones como chozas y capillas alpinas; aire cristalino y miles de rincones para aislarse son los rasgos de esta imagen casi arcaica y mágica, que invita a la vivir la tranquilidad que transmite.

Las 120 praderas alpinas en Hohe Tauern son para disfrutarlas.

Autor: Peter-Podpera
Autor: Peter-Podpera.


Se puede llegar a estas llanuras verdes, así como a la mayoría de los refugios, en una caminata de poco más de media hora. Cientos de senderos bien señalizados en 13 valles del Parque Nacional conducen a las praderas alpinas más bonitas, donde uno de sus atractivos son los exquisitos manjares que preparan sus habitantes.

Wolfgang-Weinhaeupl
Wolfgang-Weinhaeupl.


De la alegría del verano en las praderas a las fiestas de la cosecha

Cuando el verano en las praderas alpinas se acerca a su fin, se transforma de manera casi imperceptible en el festival de la cosecha de otoño porque durante ese verano repleto de aventura, todos los frutos han ido creciendo.

A finales de octubre, en la mayoría de las 19 poblaciones del Parque Nacional, se celebran numerosos eventos: por ejemplo, el festival de Strudel en Mittersill, el festival de la cosecha de Krimml o el mercado de agricultores de Hollersbach.

Parque Nacional Hohe Tauern
Mapa del Parque Nacional Hohe Tauern.


Más información en este enlace.

Comentarios de Facebook