menu arriba usuario

Mujeres de montaña, cuatro relatos de la oscuridad desde la óptica de Núria Picas, Núria Burgada, Stefi Troguet y Miriam Marco

Jue, 08/10/2020 - 18:10
Mujeres de montaña, cuatro relatos de la oscuridad desde la óptica de Núria Picas, Núria Burgada, Stefi Troguet y Miriam Marco
Un nexo en común la montaña. Núria Picas, campeona del mundo de Ultra Trails; Núria Burgada, montañera y madre de Kilian Jornet; Stefi Troguet, alpinista y himalayista; y Miriam Marco, primera mujer española guía de alta montaña. Foto Sergi Pérez.
Cuatro mujeres aventureras con un vínculo común, la montaña, exponen cuáles son sus proyectos de presente en plena crisis sanitaria y qué aspiraciones de futuro tienen.

Picas, campeona del mundo de ultra trail; Burgada, madre de Kilian Jornet; Troguet, alpinista de 8 miles, y Marco, primera mujer guía de alta montaña de España, ofrecen de la mano de Petzl su testimonio sobre la oscuridad y la luz en sus retos en la montaña y exponen como la crisis sanitaria de la Covid-19 ha obligado a replantear sus proyectos de futuro 

Cuatro mujeres. Cuatro relatos de la oscuridad y diferentes visiones a través de la anécdota. Momentos delicados en la literal noche. El amor por la naturaleza y la exigencia de los retos y de la competición también pueden conducir a experimentar instantes oscuros. Y de luz.

Un nexo de unión, la montaña. Núria Picas, campeona del mundo de Ultra Trails; Núria Burgada, montañera y madre de Kilian Jornet; Stefi Troguet, alpinista y himalayista; y Miriam Marco, primera mujer española guía de alta montaña.

Las cuatro, mujeres de montaña, amantes de deportes en la naturaleza, han coincidido en el lanzamiento de la revolucionaria linterna frontal IKO de la multinacional Petzl, y han expuesto cuáles son sus proyectos de presente en plena crisis sanitaria de la Covid-19 y qué aspiraciones de futuro tienen. Los bosques de La Molina (Cerdanya) han recogido los testimonios sobre sus experiencias en la oscuridad.
 

Núria Burgada
Núria Burgada. Foto Sergi Pérez

 

¿Cómo fueron las noches para la madre de Kilian Jornet mientras esperaba recibir noticias sobre la ascensión de su hijo a la cima del Everest? “Fueron noches realmente muy duras. Llegó un momento en el que me tumbé en la cama porque de pie no sabía si aguantaría, se me iba la cabeza. Estaba sola en casa y no paraba de buscar información por todas partes. Llegué a contactar con gente que no sabía ni quiénes eran, incluso con una persona que en aquellos momentos estaba en uno de los campos base le pedí si tenía noticias de Kilian. Después supe que esta persona era invidente y yo le estaba preguntando si había visto a mi hijo... Aún se me pone la piel de gallina recordando aquellas horas que pasé”, relata Burgada.
 

Núria Picas
Núria Picas. Foto Sergi Pérez


Núria Picas también reconoce haber tenido más de una anécdota en la literal oscuridad. Recuerda una en la Ultra Trail del Montblanc donde la corredora de carreras de larga distancia pasó momentos de angustia justo cuando iniciaba la travesía y se le encendió el indicador de la batería de la frontal. “En una Ultra Trail lo tienes que tener todo muy bien estudiado y calculado y lo pasé muy mal pensando que me quedaría a oscuras”. Para la ultra fondista, las noches en la montaña son “un momento íntimo y crucial en el que percibes más el entorno aunque no lo puedas ver y todo prácticamente desaparece. Tienes que estar bien preparado”.

La alpinista andorrana, Stefi Troguet, ha explicado que su momento más oscuro fue en el Matterhorn. “Me quedé tres días atrapada en aquella montaña con un compañero. Nos perdimos. No respetamos los timings y nos entró muy mal tiempo. Pensé que era el final y llamé a mi familia para despedirme. Todavía no sé cómo, pero pude salir de allí y una vez encontramos el refugio, vi la luz”.
 

Stefi Troguet
Stefi Troguet. Foto Sergi Pérez


El confinamiento, nuevas visiones del futuro

La emergencia sanitaria y el parón con el confinamiento han acelerado nuevos planteamientos en cuanto a los retos de presente y de futuro de Núria Picas y Stefi Troguet en su relación con la montaña. La campeona del mundo de Ultra Trail ha admitido que ha finalizado una etapa y que tiene otros planes que quiere poner en práctica. “Retos en la montaña, en altura, con alpinistas y escaladores de renombre”, ha desvelado la manresana.

Por su parte, la escaladora andorrana quiere alcanzar los 14 ocho miles sin el apoyo de oxígeno. Hasta la fecha, ya ha conseguido llegar a dos cimas (Nanga Parbat, 8.126m, julio 2019; Manaslu, 8.156m, septiembre 2019). Durante el período de emergencia sanitaria ha aprovechado para hacer tecnificación y quedarse en los Pirineos y los Alpes. El confinamiento “ha sido muy productivo. Nos tenemos que reinventar y saber adaptar. Cuando sea posible me iré al Karakorum en el Himalaya. Ahora mismo, ha afirmado, “ha sido un año muy duro en el mundo de los ocho miles, no sólo para los alpinistas sino también para toda la gente que se dedica a este mundo como los guías o porteadores”. Y ha añadido: “Muchas familias viven de esto en Nepal o Pakistán y su actividad ha quedado completamente parada”.
 

Miriam Marco
Miriam Marco. Foto Sergi Pérez


Los frondosos bosques de la Cerdanya han sido hace unos días el paraje escogido por Petzl para reunir estos cuatro perfiles de fuerte personalidad, anécdota diversa pero de valores afines. El objetivo: preparar la promoción de la nueva frontal IKO. En sus dilatadas y prometedoras trayectorias consta un pasado lleno de experiencias con luces y sombras, y un futuro que no tendrá ningún otro escenario escogido más que la montaña. 

Comentarios de Facebook

Partners

Millet
Ara Lleida
Gran Canaria patronato de turismo
Visita Val D'Aran
FGC Turisme