menu arriba usuario

Paso a paso por los senderos de Gran Canaria, la isla de los mil paisajes 

Vie, 25/09/2020 - 08:04
senderismo en gran canaria
© Patronato de Turismo de Gran Canaria
Caminar por Gran Canaria es atravesar bosques con musgo y misterio. Mágicos. Laurisilva. Pinares a más de 1.500m. de altura. Nubes bajo los pies y, ¿por qué no?, un baño a medio camino en las aguas cristalinas del litoral que diseñan las dunas.

Dicen que en Gran Canaria puedes cambiar de deporte como quien cambia de camisa: buceo, trekking, senderismo, biking, escalada, parapente, surf, náutica... Y no solo lo dicen, aciertan. Los que ya han tenido el placer de descubrir esta isla lo corroboran. Nosotros, por supuesto. Posibilidades deportivas, casi todas y en condiciones extraordinarias. Pero hay que elegir y optamos por el senderismo, por descubrir la isla paso a paso. Y lo conseguimos: en un solo día o en una sola ruta, efectivamente, cambiamos de paisaje como quien cambia de camisa.

moya-barranco-doramas-gran-canaria-©-patronato-de-turismo-de-gran-canaria.jpg
Moya. Barranco Doramas.  © Patronato de Turismo de Gran Canaria
 

El termómetro, un buen aliado

Empecemos por destacar algo tan fantástico para el visitante como “normal“ para los lugareños: media de temperatura anual 24º. Y sigamos, claro está, con decir que esta es una de las ventajas evidentes de practicar senderismo en Gran Canaria, una isla con una ubicación geográfica única a la que bendicen los vientos alisios.

dunas-arena-mas-palomas-gran-canaria-fotografia-pixabay.jpg
Dunas de Maspalomas. Fotografía: Pixabay.com
 

Dicen que aquí “el sol se esconde, pero nunca duerme “. Por tanto: practicar deporte al aire libre en ese entorno natural es “de lujo “. Y no menos fantástica es la red de senderos que recorre toda su geografía y que permite descubrirla de una forma única. Las sorpresas están aseguradas. Tras cada recodo del camino, y siempre bajo esa suave temperatura, el paisaje cambia constantemente.

gran-canaria-©-google-earth.jpg
Gran Canaria. © Google Earth
 

¿Somos conscientes de dónde estamos?

Por si acaso, recordemos: casi la mitad de la superficie de la Isla fue declarada Reserva de la Biosfera por la Unesco en 2005 como reconocimiento a la incalculable riqueza de sus especies y un estado de conservación que ha reducido la acción del hombre a la mínima expresión. La huella humana apenas es perceptible en los espacios naturales protegidos que emergen ante los ojos del visitante. En el litoral o en la montaña, cada porción de tierra encierra una genuina pincelada de belleza

Un asombroso decorado natural 

El afán por la conservación de su patrimonio natural ha convertido a Gran Canaria en un lugar en que el tiempo parece haberse detenido. Casi la mitad de su superficie es territorio protegido, un legado que asegura un nivel de pureza medioambiental extraordinario. 

barranco-de-guayadeque-©-wiquipedia.jpg
Barranco de Guayadeque. Gran Canaria. Un barranco que mira al océano. © Patronato de Turismo de Gran Canaria.
 

Su origen volcánico es un recuerdo omnipresente que convierte la isla en un territorio asombroso, donde se encuentran desde cuevas y cráteres hasta espesos y frondosos bosques. Preservarlo es un claro empeño perfectamente compatible con un disfrute responsable. 

senderismo-01-gran-canaria-©-patronato-de-turismo-de-gran-canaria.jpg
© Patronato de Turismo de Gran Canaria
 

La extensa red de senderos recorre bosques de pino canario y barrancos, atraviesa espacios únicos por su paisaje y permite al caminante sorprenderse por la belleza de remotos pueblos que aún conservan la tranquilidad de vidas pasadas. 

Unos lugareños empeñados en la preservación y la calidad

Y allí donde el tiempo no se detiene, en el quehacer humano, de sus gentes y la evolución social... también persiste la tradición, lo genuino. Un empeño más. Básico para los oriundos. Y no solo repitiendo fiestas año tras año o recordando efemérides.

puerto-de-mogán-gran-canaria-fotografia-pixabay.jpg
Puerto de Mogán. Fotografía: Pixabay
 

También -y, sobre todo- siendo conscientes de la maravilla que habitan y dejándose llevar -en la medida de lo posible- por el ritmo que marca lo “más natural “. Una forma de concebir el valor de lo que se posee que ha llevado a calificar de “Resistencia“ a todos aquellos que tienen muy claro que solo tiene que cambiar lo que tenga que cambiar, pero -en ningún caso- es “todo“. 

caldera-pinos-de-galdar-artenara-©-patronato-de-turismo-de-gran-canaria.jpg
Caldera de Gáldar. Artenaga. © Patronato de Turismo de Gran Canaria.
 

Quizás por ello, cuando conocemos Gran Canaria tenemos la sensación de haber conocido un territorio “muy auténtico“. Calidad ambiental, calidad de vida: los mejores decorados.

Zonas de senderos que bien valen un conocimiento previo

Las rutas de senderos en Gran Canaria son muchas. Destacamos las características de las zonas para que el visitante pueda elegir por dónde quiere caminar. Emblemas, singularidades, sorpresas... En cada zona, peculiaridades orográficas, paisajes sobrecogedores, fauna, flora y muchos pasos por dar. Poca gente en el camino, pero el paisaje cuenta mucho de sus gentes. Los encantadores pueblos por los que pasamos para buscar el inicio del sendero transmiten parte de lo que vamos a encontrar. A partir de las claves principales y de los lugares más emblemáticos por excelencia, que cada uno viva la aventura como quiera. Solo una precaución: Gran Canaria engancha.

tejeda-cumbre3-gran-canaria-©-patronato-de-turismo-de-gran-canaria.jpg
Roque Nublo. Tejeda. © Patronato de Turismo de Gran Canaria
 

A Roque Nublo por senderos

Empezamos por el que probablemente es el mayor icono de Gran Canaria. Un escenario natural sobrecogedor. Este es uno de los lugares que no se puede perder el turista. Tiene que ir a Roque Nublo. Se trata de una imponente roca volcánica (basáltica), que se eleva 80 metros sobre su base, y que tiene un valor muy especial para los isleños. 

Se puede llegar a pie a través de un agradable sendero. El paseo más corto empieza en el mismo parking. Es de unas 2 horas y media y es de una dificultad baja, pero es imprescindible calzado adecuado. Se puede realizar en cualquier época del año. Por supuesto, el tiempo no es problema: ¡Estamos en Gran Canaria! 

senderismo-02-gran-canaria-©-patronato-de-turismo-de-gran-canaria.jpg
© Patronato de Turismo de Gran Canaria
 

Roque Nublo está situado en el municipio de Tejeda, considerado uno de los pueblos más bonitos del mundo. Hemos empezado haciendo diana en el centro geográfico de la Isla

roque-nublo-gran-canaria-©-patronato-de-turismo-de-gran-canaria.jpeg
En Roque Nublo tiene lugar un fenómeno conocido como mar de nubes, con el que el cielo se pone a los pies del visitante. Sobrecogedor. Miguel de Unamuno lo definió como “tempestad petrificada”
 

Otra posibilidad para llegar al Roque Nublo es tomando el camino que empieza en la Cruz de Tejeda, desde el que hemos podido contemplar las localidades de Artenara y Acusa y divisar el otro roque emblemático de la Isla, el Bentayga. 

artenara-gran-canaria-patronato-de-turismo-de-gran-canaria-pixabay.jpg
Artenara. Fotografía: Pixabay
 
acusa-patronato-de-turismo-de-gran-canaria-.jpg
Acusa. © Patronato de Turismo de Gran Canaria
 

Si Roque Nublo es un icono de la Isla que resiste el paso del tiempo en soledad, el Bentayga se presenta ante los ojos con la majestuosidad que le reporta haber sido un lugar de culto para los aborígenes que poblaron el Archipiélago hasta el siglo XV. Era lugar de reunión. Fue lugar de Historia. 

roque-bentayga-fotografia-wikipedia-org.jpg
Roque Bentayga. Gran Canaria. Fotografía: Wikipedia.org
 
roue-bentayga-desde-tejeda-fotografia-wikipedia-org
Roque Bentayga desde Tejeda. Fotografía: Wikipedia.org
 

Nos vamos. Satisfechos, muy satisfechos. Hemos estado en la caldera de Tejeda y hemos admirado una imponente panorámica del sector noroccidental de la Isla.

Aquí, no solo destacan los dos monolitos basálticos emblemáticos que acabamos de conocer, tenemos también el Pico de las Nieves, que preside la cumbre desde sus 1.949 m. de altitud. Dicen que “nada ocurre a sus pies sin su supervisión”; aunque, a ratos, su tarea de vigilancia está condicionada por la irreverencia de ese impresionante fenómeno meteorológico que hemos descubierto: el mar de nubes. 

Volvemos a mirar los roques Nublo y Bentayga. Cerramos los ojos y retenemos esa impresionante imagen. Aunque también es muy probable que le digamos: “hasta pronto“, porque, los datos de turismo en Gran Canaria indican que el “turista de repetición“ en Gran Canaria aumenta a un ritmo exponencial. 

La flora más singular

Entre roque y roque, caminos y caminos, en Gran Canaria podemos admirar un espectacular decorado, adormecido por el silencio, contactamos la flora de Gran Canaria, que se ha ganado el respeto de la comunidad científica desde hace siglos.

flora-macaronesia-fotografia-pixabay.jpg
Fotografía: Pixabay
 

Aquí residen más de cien tipos de vegetales que no pueden ser apreciados en ningún otro rincón del planeta y otras quinientas especies que también habitan en otras islas del Archipiélago. Aún conserva algunos bosques de laurisilva e imponentes pinos invitan a una inmersión profunda en un entorno de clima privilegiado.

moya-barranco-del-laurel-gran-canaria-©-patronato-de-turismo-de-gran-canaria.jpg
Moya. Barranco del Laurel. © Patronato de Turismo de Gran Canaria

 

Si te parece haber oído algo...

En los senderos de Gran Canaria el sonido más habitual es el “no sonido”: el silencio. Paz y más paz. Armonía. 

presa-de-las-ninas-gran-canaria.jpg
Presa de las Niñas, en el municipio de Tejeda por el que desfila una infinidad de aves. Entre ellas, el Pico Picapinos (Dendrocopos major thanerii), una subespecie insular indicadora del buen estado de conservación de los bosques.
 

Sin embargo, hay momentos en que percibimos algo… La fauna endémica que puebla la Isla se mueve. Son animales tan curiosos como inofensivos. Seguro que son pequeñas y esquivas aves y lagartijas que se escabullen entre las hojas... 

pinzon-azul-fotografia-wikipedia-org
Pinzón azul. Fotografía: Wikipedia.org
 

Además de lagartos, perenquenes o pájaros icónicos como el pinzón azul, Gran Canaria acoge a casi cincuenta tipos de ave nidificante. O puede que hayas oído el endémico lagarto gigante de Gran Canaria.

Gran colonia de lagartos de Gran Canaria (Gallotia stehlini) en el sur de Gran Canaria.

Si caminamos hacia el sur

Dejamos atrás la imponente silueta del Roque Nublo desde su atalaya a 1.813m. de altitud. Descendemos desde la cumbre y el paisaje cambia de manera vertiginosa (ya nos estamos cambiando de nuevo de camisa...). Ahora, los almendros y los árboles frutales salpican los gigantescos barrancos producto de la erosión. En el camino se encuentran pueblos encajados entre cañones y asadores que desprenden el embriagador aroma de las carnes “del país“ a la brasa. Avanzamos con los cinco sentidos.

almendros-calderadetejeda-en-invierno-cuando-florecen-los-almendros-roque-bentayga-fotografia-wikipedia-org.jpg
Almendros que florecen en invierno. Caldera de Tejeda. Roque de Bentyaga al fondo. Fotografía: Wikipedia.org
 

En pocos instantes, lo que aparece ante la vista parece un espejismo: oasis de palmeras y naranjos incrustados entre desfiladeros que parecen extraídos de Nuevo México o Arizona, un aire donde se mezclan el aire de la montaña, la promesa de un mar cercano y esa sensación que ya teníamos del tiempo detenido. 

En el suroeste, Mogán. Ahí, por senderos podemos ir a disfrutar de una senda en color, haciendo la ruta de los azulejos. 

los-azulejos-en-gran-canaria-fotografia-pixabay.jpg
Los azulejos. Una serie de montañas en que se aprecian franjas de colores creadas de manera natural. Se alternan distintos tipos de roca y, entre ellas, predomina la arcilla verde. Fotografía: Pixabay.
 

O si vamos hacia el norte

Concretamente al Valle de Agaete. Vamos de Agaete a Tamadaba

papaya-2-fotografia-pixabay.jpg
Papaya. Fotografía: Pixabay
 

Aquí se remonta el valle de las papayas, los mangos y los cafetales hasta alcanzar el borde de la gran pendiente, precisamente lo que significaba Tamadaba en la lengua aborigen. 

mirador-del-balcon-grancanaria
Este espectacular mirador está cerca del extremo occidental de Gran Canaria, sobre un acantilado que cae en vertical hasta el inmenso azul del océano Atlántico. Desde allí se distingue perfectamente ‘la cola de dragón’, una pared de acantilados costeros con cumbres en zigzag que recuerda al monstruo mitológico. Volviendo la vista hacia el interior de la isla, se ve el barranco de La Arena y el ancho y verde valle de La Aldea de San Nicolás.
 

Es una zona rodeada de fantásticos pinos, como al principio, cuando estábamos en el Valle de Tejeda. En frente, volvemos a tener el Roque Nublo. Más allá, se expande el océano y hacia el oeste se extiende lo que parece una gran cola de dragón por la extraordinaria forma que adoptan las formaciones montañosas

la-aldea-de-san-nicolas-vistas-a-agaete-gran-canaria-©-patronato-de-turismo-de-gran-canaria.jpg
Aldea de San Nicolás. Vistas de Agaete. © Patronato de Turismo de Gran Canaria
 

Una singular fórmula para elegir sendero: los miradores

Toda la biodiversidad que atesora Gran Canaria puede ser contemplada desde su Red de Miradores: 31 refrescantes balcones que aseguran las mejores vistas. Desde ellos, se puede admirar lo escarpado de su orografía y constatar el especial atractivo de Gran Canaria para la práctica del senderismo. Los miradores son un lugar para contemplar la isla con calma, pero el senderista inquieto, desde ellos, puede trazar infinidad de rutas para ver de cerca y sentir aquello que admira ahora desde el “punto buenas vistas“, el mirador.

Miradores de Gran Canaria: 

compo-fotos-miradores-gran-canaria-1 1.jpg

compo-fotos-miradores-gran-canaria-2.jpg

compo-fotos-miradores-gran-canaria-3.jpg
compo-fotos-miradores-gran-canaria-4.jpg

compo-fotos-miradores-gran-canaria-5.jpg

La Sorrueda |  El Ingenio |  Las Tederas |  El Guriete |  Presa de Los Hornos Caldera de los Marteles |  La Crucita |  Roque Bentayga |  El Mulato La Cruz Grande |  Bandama |  Pinos de Gáldar |  Roque Nublo Pico de los Pozos de la Nieve |  Degollada Becerra |  Plaza de San Roque I Las Pellas |  Degollada de las Palomas |  Degollada de las Yeguas Barranco Las Madres |  Barranco de Azuaje |  Montaña de Arucas | Marquesa de Arucas |  Las Canteras (Arucas) |  Andén Verde|Inagua |  Playa de La Garita |  Punta del Castellano 
Paseo de Taliarte |  Playa de Salinetas |  Playa de Tufia

La fórmula de selección más rápida

Una vez conocido el tipo de ambientes y decorados que podemos encontrar, una buena opción para elegir es la lista que facilita el Patronato de Turismo de Gran Canaria, que puede ser útil para aquellos que queriendo ser cautivados por los encantos de esta isla, quieren decidir qué camino tomar.

Recomendaciones para senderistas

Otros enlaces de interés:

Comentarios de Facebook

Partners

Millet
Ara Lleida
Gran Canaria patronato de turismo
Visita Val D'Aran
FGC Turisme